web statistics



En guerra el idioma español

Mutaciones » Esquina Cervantes y Neruda » En guerra el idioma español « Previo Siguiente »

  Conversación Último Contribuyente Contribuciones Páginas Última Contribución
  Comenzar Nueva Conversación        

Autor Mensaje
Top of pagePrevious messageNext messageBottom of page Link to this message

Sparhawk
Moderator
Username: Sparhawk

Número de Mensaje: 35
Registrado: 03-2004
Enviado el miércoles, 19 de enero, 2005 - 07:59 am:   Borrar Mensaje Ver Mensaje/Ver IP    Mover Mensaje (Moderador/Administrador Solamente)

San Juan, Puerto Rico - 19 de enero de 2005. Actualizado a las 7:45:12 AM




En guerra el idioma español

Miércoles, 19 de enero de 2005

Por Alejandra Vargas


San José - En el corazón del español hoy se vive una guerra sin
precedentes. Cientos de palabras mueren cada instante y miles tratan de
sustituirlas con nuevos significados. Mientras, el director de la Real
Academia de la Lengua Española (RAE), -Víctor García de la Concha- asegura
que el castellano goza de perfecta salud, miles de personas, entre
intelectuales, comunicadores, estudiantes, usuarios de internet y niños le
salieron al paso en el III Congreso Internacional de la Lengua Española
-realizado en noviembre en Argentina-, para contradecirlo.

En el Congreso, denominado Identidad lingüística y globalización,
participaron más de 160 ponentes de todos los países de habla hispana y
más de 500 civiles. Todos coincidieron en que la batalla apenas comienza.
Gabriel García Márquez no fue invitado al Congreso y algunos dicen que por
su loca idea de olvidarse de la ortografía.

En principio unos se manifiestan abiertamente en contra de la propia RAE
-creada y protegida por la corona española en 1713-, por considerar que
hace un manejo hegemónico del castellano. Pero los defensores aducen que
la Academia no dicta sino que mantiene limpio el español.

Pero esta “supuesta” limpieza resulta excluyente hacia las lenguas
autóctonas como el guaraní (de Paraguay), el quechua (de Perú) o el mismo
bribri de Costa Rica, y eso no le gusta a muchos. Así, el Primer Congreso
de LaS LenguaS (con “S” mayúscula para evidenciar la pluralidad) planteó,
paralelamente al reciente Congreso de la Lengua Española, que “el respeto
a las lenguas originarias es un derecho humano inalienable”.

¿Más o menos palabras? Hay posiciones encontradas. Algunos defienden que
es necesario adquirir términos de otros idiomas, pero otros aseguran
restringir la cantidad de palabras del castellano, ya que “de por sí”, la
mente humana es limitada. Para Pedro Barcia, presidente de la Academia
Argentina de Letras, el problema está en los términos ociosos; es decir,
en el uso de palabras extranjeras que bien pueden sustituirse con palabras
en español, como “computador”; pero, ¿cómo traducir software? La ciencia,
la técnica y la electrónica imponen anglicismos necesarios.

Para el escritor José Saramago eso es peligroso porque el idioma es
también un arma de dominación; por eso odia el spanglish y asegura que no
le gustaría que el español se hiciese como un caldo: 50 por ciento inglés
y 50 por ciento castellano.

Por su parte, Barcia asevera que se trata de aprovechar internet,
“mientras más ofertas haya de contenidos en español, menos serán los
componentes del inglés que se incorporen en nuestra habla por esta vía”.

A los más conservadores, las palabras “prestadas” les producen gran
malestar. Se dice entonces que ceder ante vocablos extranjeros es ceder
cultura y, por consiguiente, eliminar valiosos legados. Pero aunque nos
guste o no, hoy la pluralidad no es precisamente una práctica muy aceptada
en televisión, radio o medios impresos. En la comunicación se eliminan las
palabras que puedan generar duda y que atrasen la comprensión del
interesado, lector o televidente.

Esto significa que se ha favorecido un lenguaje bastante “neutro”, sin
disonancias; un español sin argentinismos, sin picante mexicano ni “erre”
tica, sin los “chéveres” venezolanos ni la “zeta” española.

“El 98% del léxico que se maneja en los grandes noticieros es una lengua
que va llegando a la neutralidad, evitando la presencia de elementos
dialectales o regionales o de identidad (&...;) Esto crece en los medios,
en el doblaje de películas y en las telenovelas, porque trabajan para que
haya una lengua que no tenga más de un 2% de “chévere” o algún
argentinismo”, indicó Barcia.

Los amantes de las jergas latinoamericanas coinciden en que esto empobrece
el idioma porque elimina la musicalidad y el color propio de las palabras
típicas de cada región.

El uso del lenguaje no es desinteresado. Antes había “novios” que se
“copaban”, ahora lo que existen son “maecillos” que “andan”. Las
diferencias no sólo gramaticales son abismales. Los grados de compromiso
de la sociedad actual se revelan también en las palabras que se usan para
designar sus acciones.

“Alex Cruz tomó prestado -sin el consentimiento del dueño- una billetera
repleta de dinero”. ¿Por qué no decimos que Alex Cruz se robó una
billetera cuando sería lo correcto? El lenguaje es un arma que muchos han
descubierto y que cada vez hay que usar y atender con mayor cuidado. ¿Para
qué arriesgarse a usar la palabra correcta si puedo decir algo menos
comprometedor?

Otro ejemplo de cómo se utiliza con intención particular el lenguaje es la
jerga deportiva, que asume un léxico cada vez más violento, lo cual genera
una ficción bélica ya muy arraigada.

Alex Grijelmo, en su texto La seducción de las palabras, enfatiza que
ahora los delanteros fusilan al portero o sueltan un cañonazo, tiran un
misil inteligente o logran un disparo certero. ¿Qué palabras se utilizaba
antes para narrar un partido? ¿Las perdimos, las olvidamos o nunca las
tuvimos?

Otra querella, bastante enérgica, se produce al reflexionar sobre cómo el
español es excluyente en materia de género y cómo abundan los llamados
mecanismos sexistas de la gramática, que elimina a la mujer de los textos
y por tanto del pensamiento, para dejarla preterida y arrinconada en el
subconsciente.

Álvaro García Meseguer, pionero español en la defensa de un lenguaje no
sexista, afirma que “centenares, miles, millones de frases con todos esos
defectos anclados en el sexismo masculino contribuyen cada día a cimentar
la seducción general que proclama subliminalmente un papel inferior para
las mujeres, una función secundaria en la sociedad (&...;) Si la mujer
desaparece de una parte crucial del lenguaje que empleamos desaparecerá
igualmente de la vida según la percibimos”.

No es posible concluir nada, pero es necesario recordar que el ser humano
es como una metáfora de las palabras, porque en palabras de la semiótica
rusa Julia Kristeva, “aprender es recibir un legado verbal y escrito que
nos sirve para desarrollarnos en un contexto sincrónico”.

El español lleva siglos reaccionando al entorno pero el “genio
conservacionista” -que está en cada persona que lo habla-, ya ha logrado
mantener el cuerpo central del idioma. Como dice Grijelmo, “a las viejas
palabras (el español) les va dando nuevas funciones”. Por eso decimos
“colgar el teléfono” o “tirar de la cadena” aunque ya no hagamos ni lo uno
ni lo otro.

Sobre las abreviaturas usadas en los teléfonos celulares o mensajitos de
chat, los intelectuales se alarman de que esto estimule un idioma cada vez
más limitado y amputado de no más de 200 palabras. Pero los más optimistas
recuerdan que el español ya superó situaciones parecidas con la
taquigrafía y los telegramas.

El poeta y ensayista mexicano Octavio Paz señalaba que “el cielo verbal se
puebla sin cesar de astros nuevos. Todos los días afloran a la superficie
del idioma palabras y frases chorreando aún humedad y silencio por las
frías escamas. En el mismo instante otras desaparecen. De pronto, el erial
de un idioma fatigado se cubre de súbitas flores verbales”.

Pero entre flores, spanglish, mensajitos de teléfono y lenguajes neutros,
todos coincidimos en que la guerra que vive el idioma español refleja el
mundo cambiante de quienes lo hablamos.

Pero no es de asombrarse: con 400 millones de personas alrededor del mundo
que hablan español -y muchos más con ganas de aprenderlo- hay actualmente
muchos flancos en pugna. Cuando se habla del lenguaje, ningún argumento
puede considerarse ingenuo.

Como decía Octavio Paz, “el genio de la lengua es pacifista y, aunque es
doloroso que las lenguas se usen a veces como armas, no es culpa de
ellas”.

Top of pagePrevious messageNext messageBottom of page Link to this message

Gloriapilar
Forista nuevo
Username: Gloriapilar

Número de Mensaje: 2
Registrado: 04-2006
Enviado el domingo, 26 de noviembre, 2006 - 12:59 pm:   Borrar Mensaje Ver Mensaje/Ver IP    Mover Mensaje (Moderador/Administrador Solamente)

Muy interesante la disertación. Me declaro totalmente a favor de la variedad de dialectos del Idioma Español. Es verdad que el idioma se inunda de términos tomados de otros idiomas. Y qué, ?No está inundado también de términos que vienen del latín, del griego, y del Sánscrito? ?Y eso sí es aceptado, pero los términos que vienen del inglés o del alemán no? En mi humilde opinión, todo lo que enriquezca el lenguaje es bienvenido. Lo que lo empobrezca, debe ser rechazado. Por ejemplo, tenemos la palabra 'competencia' en el idioma español. ?A qué viene ese extranjerismo de utilizar una palabra incorrecta: 'competición'? Este tipo de extranjerismos no es bueno. Utilicemos las palabras que tenemos... Ahora que... Yo me dedico a enseñar inglés. Un día, un alumno me preguntó: "?Maestra, 'sink' en inglés se escribe igual que en español?" Aclaro: vivimos en frontera. El dialecto español que se habla en la región está inundado de palabras en inglés. Esto no sucede en el interior del país. ?Es bueno, o es malo? Yo no juzgo el dialecto: simplemente ES.
En mi calidad de profesora de idiomas, yo hablo un dialecto del español catalogado como 'español culto', debido a mi formación y a mi profesión. Pero entiendo cualquier otra variedad que yo escuche. Tengo un dominio del idioma 'privilegiado'. Sin embargo, cuando estoy en algún sitio de conversación electrónica, -chat- utilizo la jerga del sitio, y empiezo a teklear komo los chavos ke estan ai, sin acentos, y sin 'c'. Al sitio ke fueres, as lo ke vieres.
Gloria

Añada su Mensaje Aquí
Mensaje:
Texto en negrita Texto en Itálica Subrayado Crear un enlace Inserte una imagen de clipart

Username: Información del envío:
Esta es un área de mensajes privada. Solo los usuarios registrados y los moderadores puede enviar mensajes aquí.
Password:
Opciones: Habilite el código HTML en el mensaje
Activar automáticamente los URLs en el mensaje
Acción:

Administración Administración Log Out Log Out   Página Anterior Página Anterior Página Siguiente Página Siguiente

Tópicos Tópicos Edición de datos personales Datos Personales Ayuda/Instrucciones Ayuda    
Búsqueda Ultimo 1|3|7 Días Búsqueda Búsqueda Vista Ramificada Vista Ramificada